x
UDALTALDE Menu

Noticias

Se podrá depositar carne y pescado en el contenedor marrón a partir del 1 de marzo

Fuente: www.bizkaia.eus

Desde esa fecha, se podrán depositar en el contenedor marrón restos crudos y cocinados de carne, embutidos, pescado y marisco, huesos, queso, restos de huevo y sus cáscaras, además de los residuos que ya que se recogían en él y que tenían origen vegetal.

La Diputación Foral de Bizkaia ha modificado el sistema de tratamiento de los residuos orgánicos para incluir la recogida de carne y pescado crudos y cocinados en el contenedor marrón a partir del próximo 1 de marzo. Esta modificación es un paso más para incrementar la recogida para reciclaje de este tipo de desechos, siguiendo los objetivos marcados y después de haber realizado diferentes pruebas y contrastes, como la desarrollada en la comarca de Lea Artibai, para garantizar los parámetros de calidad necesarios para hacer un compost de calidad. Este proceso se ha visto acompañado de la adecuación de la planta de tratamiento ya existente, Bizkaiko Konpostegia, y de la búsqueda de nuevas alternativas tecnológicas para el tratamiento, que ha resultado en las nuevas plantas de compostaje comarcales que se instalarán en los próximos meses en los municipios de Berriatua, Getxo e Igorre.

Así, a partir del 1 de marzo se podrán depositar en el contenedor marrón:

Restos de origen animal cocinados o crudos (restos de carne, embutidos, pescado y marisco, restos de huevo y sus cáscaras, huesos y queso).
Restos de origen vegetal cocinados o crudos (restos de frutas, verduras, legumbres, hortalizas, pastas y arroces, semillas).
Restos de flores y plantas, restos de la huerta, hierba y restos de poda.
Posos y filtros de café, bolsitas de infusiones, restos de pan, galletas y bollería, frutos secos y sus cáscaras, huesos de fruta y tapones de corcho natural.
Papel de cocina, servilletas y manteles de papel, hueveras de cartón y cartón ondulado sucio (todos ellos impregnados de materia orgánica).
Palillos para brochetas u otros alimentos, palos de helado y similares.
Achicoria, algas, alpiste, caramelos y golosinas, cereales, harina, mermelada.
Bolsas, envases y utensilios que sean compostables.

No podrán depositarse en el contenedor marrón:

Polvo de barrer.
Colillas y restos de cenicero.
Cenizas.
Excrementos de animales.
Arena de gatos.
Tierra y turba de macetas.
Aceite o cualquier otro líquido, independientemente de cuál sea su origen.
Pañales, compresas y tampones.
Toallitas húmedas.
Tiritas, esparadrapos, vendas, algodón, bastoncillos para los oídos.
Papel de cocina, servilletas y manteles de papel, hueveras y cartón ondulado que estén limpios, sin restos de cualquier tipo de sustancia.
Pegatinas y otros elementos adhesivos (las que vienen en las cáscaras y piel de las frutas hay que retirarlas antes de introducir los restos en el contenedor marrón).
Bolsas y envases no compostables.